top of page

La Exquisitez de los Despachos de Detectives frente a la Laxitud de los Colegios Profesionales

Actualizado: 27 jun



Cumplimiento Estricto de la Ley 05/2014


Los despachos de detectives privados en España están sometidos a una estricta regulación bajo la Ley 05/2014, de 4 de abril, de Seguridad Privada. Esta ley impone exigencias rigurosas que van desde la habilitación profesional hasta la ejecución de cada investigación, todo ello bajo el prisma del respeto a los derechos fundamentales y las libertades públicas. Los detectives privados deben documentar cada caso meticulosamente en un libro de registro, que es sujeto a inspecciones regulares por parte de las autoridades competentes a los que no se les da acceso, respetando el secreto profesional, al contenido del informe salvo si la autoridad judicial competente lo solicita.



Reglamento General de Protección de Datos (RGPD)


Además de las exigencias de la Ley 05/2014, los despachos de detectives también deben cumplir estrictamente con el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). La manipulación de datos personales es una tarea delicada que requiere el más alto nivel de protección y confidencialidad. Los despachos de detectives implementan medidas avanzadas para asegurar que la información recopilada y almacenada se maneje de manera segura y conforme a la normativa vigente.


Código Civil y Código Penal


Los despachos de detectives no solo deben adherirse a las normativas específicas de su sector, sino también cumplir con las disposiciones del Código Civil y el Código Penal. Esto implica una operación en el marco de la legalidad, evitando conductas delictivas y respetando los derechos de todos los individuos implicados en las investigaciones. La ética y la legalidad son pilares fundamentales en el ejercicio de su profesión.


Inspecciones y Sanciones


Los despachos de detectives están sujetos a inspecciones rigurosas y frecuentes, tanto planificadas como aleatorias, por parte de las autoridades. Estas inspecciones abarcan desde la revisión de los libros de registro hasta la verificación del cumplimiento de las normativas. Las sanciones por cualquier incumplimiento pueden ser severas, incluyendo multas económicas de hasta 30.000€, suspensión de licencias y, en casos graves, acciones penales. No obstante, en 2024, solo se produjo un 0,5% de sanciones a detectives privados en España, lo cual evidencia el compromiso y cumplimiento normativo de las agencias de investigación privada.


Exquisitez en el Cumplimiento Normativo


La dedicación de los despachos de detectives al cumplimiento normativo es realmente admirable. Cada informe generado debe ser preciso y conforme a la ley, garantizando que toda la información presentada sea veraz y obtenida legalmente. Esta rigurosidad fortalece la confianza en su trabajo y protege los derechos de todas las partes implicadas.


Contraste con los Colegios Profesionales


Ironicamente, los Colegios Profesionales, que deberían ser el ejemplo a seguir en términos de cumplimiento normativo, presuntamente NO alcanzan los mínimos estándares o parecen desprocupados por ello. Estos colegios son corporaciones de derecho público, obligadas a cumplir con las normativas españolas y europeas. Su deber es garantizar la defensa de los intereses de la profesión, y ese debe ser su único objetivo, para ello cumplir con la norma impuesta, del mismo modo que cumple todos y cada uno de los detectives españoles. Sin embargo, se observa como se olvidan de estas normativas, incumpliendo con sus propias obligaciones, protocolos, aplicaciones rigurosas de ley y promesas. Denostando así al profesional que representan.

Las inspecciones y sanciones que se aplican a los detectives de no cumplir estrictamente con cada letra de la ley, no parecen reflejarse en su propio funcionamiento. ¿Quién supervisa y sanciona a estos Colegios Profesionales cuando no cumplen con sus obligaciones? La respuesta es a menudo vaga, y la falta de rendición de cuentas es evidente.


Mientras los despachos de detectives trabajan con un rigor casi impecable, los Colegios Profesionales, que deberían ser un ejemplo de integridad y cumplimiento, a menudo fallan en su propia casa. Prometen una supervisión rigurosa y una ética intachable, pero en la práctica, su cumplimiento normativo deja mucho que desear.




En el panorama actual, los despachos de detectives privados en España se destacan por su dedicación al cumplimiento estricto de todas las normativas vigentes, evidenciando un compromiso con la legalidad y la ética que resulta en un ínfimo porcentaje de infracciones. Este nivel de cumplimiento debería ser un ejemplo a seguir, especialmente por los Colegios Profesionales en el cumplimento estricto de la normativa y exigencias de ley, en la aplicación de protocolos, canales de denuncia regulados, cumplimiento de sus promesas electorales, etc


Es paradójico que quienes deberían velar por la excelencia en el cumplimiento normativo y ser modelos de conducta en el sector, a menudo no logren mantener los estándares del cumplimento normativo. La excelencia y el rigor de los despachos de detectives en comparación con la laxitud de los Colegios Profesionales no solo subraya la dedicación de los primeros, sino que también pone en evidencia las carencias y la falta de rendición de cuentas de los segundos.


Lola Murias

CEO Descubro B2B

57 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page